lunes, 28 de abril de 2008

El Origen del Carnaval

En las distintas etapas de la historia de la humanidad, siempre existieron fiestas en las que babilonios, egipcios, griegos, romanos, cristianos, musulmanes y otros muchos pueblos, subvertían el orden establecido, invertían los roles tradicionales, daban rienda suelta a sus apetitos alimenticios y sexuales, y expresaban en voz alta opiniones que el resto del año debían callar. Estas fiestas estaban siempre relacionadas con la religión, en tanto se celebraban en honor a algún Dios o se realizaban como desquites previos a periodos de abstinencias que las religiones marcaban. Cuando las festividades terminaban la gente volvía a su realidad cotidiana, teóricamente arrepentidos de los excesos cometidos.

Situándonos para conocer en origen del Carnaval actual en la Grecia y Roma clásica, tenemos varios ejemplos, Las Bacanales (fiestas en honor del Dios romano o Dioniso griego), las Saturnales (al Dios Saturno) y Lupercales (al Dios Pan). Las fiestas en honor del Dios Pan o Lupercus comenzaban a mediados de febrero y eran símbolo del hambre sexual irreprimible e insaciable. A este Dios se le representaba con imagen mitad humana, mitad de macho cabrio y con el tridente de Neptuno en la mano (como los cristianos después representarían al diablo, figura muy utilizada en Carnavales como disfraz). Las Saturnales debían su aparición al ritmo del trabajo agrícola, ya que parece ser que se celebraban en torno al 17 de diciembre y duraban 7 días, coincidiendo con la finalización de los trabajos del campo tras la siembra de invierno.

Sin embargo el Carnaval, como lo entendemos hoy, nace mejor del Cristianismo"; concretamente del
significado de la Cuaresma y de la idea cristiana de que existe un "un orden" pasional del tiempo", es decir, los momentos de alegría y tristeza se alternan cronológicamente, según sea tiempo de prohibiciones o tolerancias. En cierta forma se autoriza la satisfacción de todos los apetitos que la moral cristiana, por medio de la Cuaresma, refrena acto seguido. La celebración del nacimiento de Jesucristo se hizo coincidir con las Saturnales y de esta forma muchos elementos de las tradiciones paganas se fueron fusionando a lo largo del tiempo con las cristianas.

Con el transcurso del tiempo, los distintos aspectos de la historia y la cultura de cada sitio han ido modelando esta fiesta, hasta nacer en cada ciudad una fiesta distinta.

En cuanto al origen de la palabra, parece proceder del latín "carne levare" o “carnelevarium” , (quitar la carne), usándose como sinónimo carnestolendas (también del latín tollere - abandonar).

No hay comentarios: